¿Qué sale del caldo de gallina, la sopa wantán y la sopa ramen?… esta delicia!!!

20160718_203318

Temporada de sopas… el frío en Lima – Perú es mi principal motor, siempre me provocan las sopas al final de la tarde.  Miraba un programa de caldos de gallina y me inspiré, quería un caldo ligero, caliente y muy sustancioso, pero… no tenía gallina, ¿y ahora qué hago? me pregunte.  Tenía pollo, pero no era suficiente, y entonces me acordé del ramen, tenía costillas de cerdo uff!

Arranqué. Recordé lo que vi en un documental de ramen, es un plato, no una sopa, así que decidí usar parte del pollo y el cerdo de la sopa para darle una fritura final y se me ocurrió acompañarlos con un chimichurri oriental en base a kión.

Luego recordé la sopa wantán y el increíble toque que le da el aceite de ajonjolí al caldo y terminé con este menjunje suculento, maravilloso y reparador, capaz de ablandar cualquier corazón y hacerte dormir calientito.  Lo comparto con ustedes, ojalá se animen, porque la verdad es que me quedó espectacular! jajaja

Ingredientes para 4 personas:

  • 1 pechuga grande de pollo.
  • 4 costillas de cerdo.
  • 2 litros de agua.
  • 1/2 nabo.
  • 2 ramas de apio.
  • 1trozo de kión.
  • 4 huevos duros.
  • Fideos largos o al huevo (yo use codo porque es lo que tenía).

Para el chimichurri oriental:

  • Culantro.
  • Perejil.
  • Kión.
  • Aceite de ajonjolí.
  • Sal.
  • Pimienta.
  • Limón.
  • Semillas de culantro.

Hervir por lo menos 1 hora (ideal hora y media) el pollo, el cerdo, las verduras y el kión chancado con sal.  Al final se le agrega los huevos y los fideos y se deja reposar por 10 minutos. Separar 1/4 de pechuga a los 30 minutos de haber empezado a hervir la sopa y cortar en láminas.

Freír las láminas de pollo y las costillas hervidas en poco aceite caliente con sal y pincelar muy poco ajo molido (como para aromatizar). Reservar.

En una sartén muy pequeña poner unas 6 cucharadas de aceite de ajonjolí.  Calentar y probar con un poquito de kión si ya está caliente (tiene que burbujear). Si está en ese punto, se apaga y se agrega el kión picado en cuadraditos muy muy chiquitos y el culantro y perejil picado.  El aceite caliente cocinará todo pero no lo quemará ni lo pondrá crocante.  El aceite, ya muy aromático por si solo, ganará una complejidad alucinante. Finalmente, cuando ya esté frío agregarle, sal, pimienta y semillas de culantro molido (si se tienen).

Servir el caldo muy caliente con los fideos, el huevo y las verduras. Agregar a un lado las carnes y decorarlas con el chimichurri que se chorreará hasta llegar a la sopa y aromatizarla también.

Si desean, pueden agregarle un poco de salsa de soya (de preferencia japonés), sino chino estaría bien igual.

Eso es todo, una real delicia.  Anímense y comenten!

Anuncios

Acerca de Fernando Cavero

Gourmand por definición
Esta entrada fue publicada en Uncategorized. Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s